Header Ads

A LA CUCHA EN EL MICROCENTRO



(4/08/2017) - Compitiendo  con la labor social del municipio y/o la Provincia y/o el Estado Nacional, con respecto a la atención de las personas en situación de calle, en el microcentro de Bernal, hay personas que atienden a una considerable cantidad de perros dándoles comida,  ropas y viviendas sociales en un lugar de privilegio.                    Hasta hace pocos días, el refugio de los perros alimentados por damas caritativas  eran los umbrales y las veredas techadas, algunas calefaccionadas.  Pero ahora la cosa avanza y en la esquina de la avenida Belgrano y la calle 9 de Julio, parece haberse iniciado algún plan de viviendas sociales para perros, con un cartelito que recomienda “no destruir”.  Además, como la comida es abundante, las sobras que dejan los perros sirven para multitudinarios festivales gastronómicos de ratas.
Por las noches, cuando todo está en calma, grandes roedores surgen de las deterioradas rejillas que cubren los desagües pluviales. Lo que no se ha podido constatar es si esta ocupación de la vía pública con viviendas para perros, contaría con el correspondiente permiso municipal.