Header Ads

MUNICIPIOS LIBRES DE DROGAS; Quilmes lo encara como Política de Estado



(12/05/2016)- El director general de Salud Mental y Adicciones de Quilmes, dr. Gabriel Avena, brindó un amplio informe sobre las metas encaradas a partir del 10 de diciembre "partimos de menos que nada y en 150 días logramos armar seis centros de diagnóstico, orientación a padres, evaluación psiquiátrica y psicológica. Ahora estamos avanzando con convenios que nos permitan contar ya con camas de internación ante casos graves" y puntualizó los Centros de Integración Comunitaria(CIC) donde están atendiendo casos; “Santo Domingo” (el de mayor complejidad). “2 de Abril”. “La Matera”. “La Paz”. “La Merced” y “María Eva”.

Anticipó la posibilidad de extender las atenciones al  Hospital Oller de Solano, al Dispensario Carrillo -que ya funciona con un dispositivo ambulatorio-, al Hospitalito  de Don Bosco y al “Julio Méndez” de Bernal.
También detalló que se hará foco en los barrios más vulnerables y se implementarán estrategias de intervención comunitaria para acercar a los pacientes a los grupos de orientación y asistencia.

En su informe, el doctor Avena enfatizó: "apostamos a conformar un equipo de trabajo interdisciplinario compuesto por psicólogos, psiquiatras, terapistas ocupacionales, médicos, promotores comunitarios y operadores socio-terapéuticos. Estos últimos cumplen un rol fundamental en el abordaje de esta problemática, ya que por lo general se trata de personas que se han recuperado del consumo de sustancias y, por lo tanto, trabajan con el usuario de drogas desde una implicancia personal".
"Partimos de menos que nada, había una ignorancia cómplice. Es la primera vez que hay un Intendente que entiende que el abordaje del consumo de sustancias adictivas tiene que ser una política de Estado”.
En sus declaraciones, fue preciso al indicar que deben contemplarse tres ejes de trabajo. El primero se relaciona con la prevención;, brindar las herramientas necesarias y la información pertinente para que la población le diga que no al consumo.
El segundo, con la asistencia y con la necesidad de garantizar dispositivos de contención y tratamiento tanto para las personas que están atravesando un consumo problemático como para su entorno, atendiendo siempre a las especificidades de cada caso.
El tercer eje se vincula con la investigación". El objetivo es que Quilmes tenga un observatorio de drogas que nos permita evaluar qué hicimos, cómo lo hicimos, sistematizar la información y planificar acciones futuras".
Y destacó que “el consumo problemático debe abordarse no sólo desde el área de salud sino también de cultura, medio ambiente, deportes y desarrollo social. "Es un trabajo articulado y en red”.
Finalmente aseguró: "Tenemos por primera vez un Intendente comprometido con la alimentación sana, la buena vida, la educación saludable. Martiniano Molina nos brinda su total apoyo y entiende la urgencia de luchar contra las drogas, problemática que afecta a toda la sociedad.  Convocaremos
a todos los intendentes que quieran alinearse al concepto de "Municipio libre de drogas" para encarar un trabajo conjunto en pos del bienestar de la comunidad.