Header Ads


INSEGURIDAD VELADAMENTE RECONOCIDA


(29/10/2014)- La creciente inquietud vecinal en la zona de Bernal-Don Bosco, no logra ninguna solución a los reclamos formales que, distintos grupos y en distintos lugares se repiten ante las autoridades policiales de cada barrio, donde también se repiten las respuestas;

...no tenemos personal ni elementos, ni vehículos.  Los  efectivos que patrullan las calles no pertenecen a las comisarías, solo dependen  del Comando Distrital ..”.

 Esta realidad, veladamente aceptada por los escasos policías que permanecen en las comisarias, queda  demostrada en cada hecho delictivo que se denuncia.

Pero el caso es que los llamados al 911, no siempre son respondidos, no siempre llegan  las clásicas camionetas y, cuando llegan, es con tanta demora que no da esperanzas de que puedan alcanzar a los delincuentes.

 En el sentir de cada vecino queda la amarga experiencia de que “el  911 solo sirve para preguntar qué ha pasado,  aconsejar radicar la denuncia en la Seccional correspondiente y retirarse rápidamente para atender otro llamado...”

Para muchos observadores, sigue resultando  extraño que no obstante el diagrama de “patrullaje” que muestran los altos mandos de la policía y la seguridad, las estadísticas de detenciones e intervenciones a tiempo, son llamativamente inferiores al número de delitos en  que los delincuentes logran su objetivo huyendo sin ser vistos más que por las propias víctimas.

 

Tampoco muestran eficacia las “patrullas municipales” donde ya es de público conocimiento el desorden de distintos tipos y las alarmantes declaraciones de su propia inseguridad hechas por los integrantes de esas patrullas implementadas solo para “vigilar”y en definitiva, solo avisar al consabido “911”.

No se informa cuantos son los clásicos “furgoncitos blancos”  del municipio que quedan en servicio, ya que los reemplazos por las  bajas para quienes denunciaron irregularidades ante la justicia penal, no fueron oficialmente definidos, como tampoco  conocemos informe oficial del supuesto sumario al Jefe acusado de irrepetibles intenciones de inmoralidad.

La disconformidad vecinal se comprueba en angustiosas reuniones y reclamos permanentes.

Una muestra de la realidad que se vive, es el comunicado difundido por la Agrupación “Quilmes, Vecinos Denuncian”:

“Este Martes 28 de octubre se realizó una reunión para tratar el tema de inseguridad que vienen sufriendo los alumnos de la Escuela Técnica Nro. 2  de Bernal, popularmente conocida como “El Chaparral”.
Valeria Bignami, administradora de “Quilmes Vecinos Denuncia”, convocó a los Comisarios Carlos Boil (Cria. 2ª), al subcomisario González y a personal de calle de la Cria. 8ª para que junto con el Director del establecimiento Edgardo Ciarlantini, los Vicedirectores Adriàn Dìaz y Orlando Bramajo y el Jefe de Area el Sr. Karbin, se tome conocimiento de la grave situación que tiene como vìctimas a los mas chiquitos de la escuela y a los propios profesores y se logre, entre todos, colaborar y llevar a cabo distintas medidas para que esto no siga ocurriendo.

La reunión fue muy positiva ya que se logró tener un panorama claro para poder tomar cartas en el asunto. Mi preocupación es que los robos han ido acrecentándose tanto en cantidad como en violencia y tiene, la mayoría de las veces, como víctimas a niños de 12 y 13 añitos. Asimismo los directivos explicaron que los niños quedan traumados y muchas veces deben ser contenidos en la escuela luego de los robos. También agradecieron la buena predisposición de los comisarios y se planificó un trabajo en conjunto para realizar un seguimiento de la situación luego de las tareas que llevarán a cabo los mismos.”